Blackfish, el documental que expone el negocio de los parques acuáticos

Blackfish es un documental que examina la vida de la ballena asesina Tilikum, a la cual se le relaciona con la muerte de Keltie Byrne, Daniel P. Dukes y Dawn Brancheau.

 

El documental cuenta con testimonios de varios entrenadores de orcas como John Hargrove, Samantha Berg, Mark Simmons, Carol Ray, Dean Gomersall, John Jett, Jeffrey Ventre y Kim Ashdown todos ellos fueron entrenadores de ballenas en SeaWorld. Inicialmente, ellos narran su experiencia en SeaWorld, lo extraordinario que era trabajar con ballenas y la forma en que se creaba un vínculo muy especial con los animales. Luego cuentan la historia de Dawn Brancheau, una de las mejores entrenadoras de SeaWorld, quien fue asesinada por la orca Tilikum en el 2010. El documental muestra entrevistas reales y revelan detalles espeluznantes sobre como Tilikum mató a la entrenadora. Debido a la muerte de la entrenadora, la administración de seguridad y salud ocupacional de los Estados Unidos demandó a SeaWorld, alegando que no es seguro para un ser humano nadar con un animal salvaje sin algún tipo de barrera física que los separe pues los animales son impredecibles.

Blackfish muestra escenas de 1970 de como se capturaba una ballena salvaje. Cuyo proceso consistía en encontrar un grupo grande de orcas y perseguirlas en barco hasta lograr acorralarlas para capturar a las crías, las orcas más jóvenes y pequeñas del grupo. Era un proceso donde inclusive morían ballenas. Ésta actividad fue prohibida en Washington por la corte en 1976 por lo que SeaWorld comenzó el mismo proceso de captura de orcas pero en Islandia.

Tilikum fue capturado en 1983 en el Atlántico Norte y con 2 años de edad ya medía tres metros y medio. Fue llevado a SeaLand y según su entrenador de aquel entonces, Eric Walters, Tilikum medía 5 metros a sus 4 años de edad y pesaba aproximadamente 2 toneladas. En aquel entonces se utilizaban técnicas muy rudimentarias para el entrenamiento y cuido de las ballenas, de hecho, los mismos representantes del parque acuático SeaLand reconocen que la forma en la que mantuvieron a las ballenas en aquel entonces fue incorrecta. En 1991 Keltie Byrne, entrenadora en SeaLand, tropezó y resbaló en la piscina donde se encontraban 3 orcas (Tilikum y 2 hembras llamadas Haida y Nootka). Cuando Keltie Byrne estaba intentando salir, una de las orcas la tomó por el pie y la sumergió, no está claro cual fue la ballena que la mató, pero según testigos, Tilikum fue el culpable. Byrne se convirtió en la primera entrenadora en ser asesinada por una orca en un parque acuático. Luego del incidente el parque SeaLand del pacífico cerró sus puertas y Tilikum fue llevado a SeaWorld en 1992.

Keltie Byrne fue la primera entrenadora asesinada por una orca en cautiverio

Parte del documental explica el comportamiento natural de las orcas y la manera en la que trabajan en grupo, que se demuestra en el siguiente video de National Geographic:

Cuando Tilikum fue trasladado a SeaWorld, pesaba más de 5 toneladas y se sabía que era una ballena de cuidado por sus antecedentes. Se han documentado más de 70 accidentes entre orcas y entrenadores. Luego de todos estos ataques, mantuvieron vivo a Tilikum para extraer su esperma, el cual se utilizó con muchas hembras como lo muestra el siguiente gráfico:

A pesar de la muerte de 3 personas donde se vio involucrado Tilikum, se siguió presentando en diferentes espectáculos en SeaWorld Orlando. En el 2012 un juez dictó una sentencia en el caso de OSHA contra SeaWorld y dictaminó que durante los espectáculos con orcas los entrenadores deben permanecer detrás de barreras, separados de las ballenas.

Para más información pueden visitar el sitio oficial del documental en este enlace.

El documental está disponible en Netflix.